Educacion Social
Educadores de Calle - Experto en Educacion de Calle
La calle, como espacio de libertad, de protesta, como hogar de indigentes, de pandillas de amigos y coleguismo, de aventuras y riesgo, de encuentro, de información y de espacio educativo si se sabe aprovechar, tiene un significado muy especial para los Educadores que han hecho de ella un campo de trabajo hasta hoy mal aprovechado para intenciones educativas. El Educador toma la calle y sirve de punto de referencia a jóvenes con dificultades, no sólo de integración, sino también de relación y amistad, de ocio y consumo, de estudios y trabajo. Pero el Educador no deja de ser una persona normal y corriente, aunque comprometida con la realidad que le rodea.    Es posible que la figura del Educador de Calle no sea conocida suficientemente. Existen todavía muchas personas que no saben lo que hay detrás de este término «…de Calle», que no tienen una idea muy precisa de su significado; incluso les denominan «Educadores de la Calle», «Educadores para la Calle» y otras similares. Sin embargo, la opinión pública reclama mayor seguridad en las calles, que se haga «algo» con los jóvenes que deambulan por los barrios, salas de juego, bares… Casi sin saberlo están pidiendo una figura educativa -¿o tal vez represiva? (!)- que acompañe y promocione a estos chavales.    Afortunadamente hoy existe un mayor conocimiento de la importancia que tiene el trabajo socioeducativo de los profesionales que trabajan con colectivos en situaciones de marginación. El Educador, estableciendo relaciones con los individuos, es capaz de que un grupo se promocione culturalmente, iniciándose así un proceso de reflexión en el propio grupo que les llevará a unas relaciones interpersonales basadas en la amistad y en la posibilidad de un cambio solidario o en la forma de actuar para que las situaciones injustas o carenciales tengan una respuesta desde la comunidad o el asociacionismo. El rola del Educador será, pues, generar procesos de participación cultural, esto es, toma de conciencia, relaciones humanas y resolución de problemas. El Educador se convierte de esta manera en un militante de cambio social, a través de la dinamización de personas, grupos y colectivos.    El Educador de Calle es un técnico que resocializa inadaptados sociales, a nivel individual reeducando, reinsertando y previniendo conductas tipificadas como desviadas; a nivel colectivo realizando un cambio de las condiciones sociales que perpetúan la marginación.

Curso a distancia EDUCADOR DE CALLE
Curso a distancia EXPERTO EN EDUCACION DE CALLE
Matricula abierta

Educadores de Calle - Experto en Educacion de Calle

La calle, como espacio de libertad, de protesta, como hogar de indigentes, de pandillas de amigos y coleguismo, de aventuras y riesgo, de encuentro, de información y de espacio educativo si se sabe aprovechar, tiene un significado muy especial para los Educadores que han hecho de ella un campo de trabajo hasta hoy mal aprovechado para intenciones educativas. El Educador toma la calle y sirve de punto de referencia a jóvenes con dificultades, no sólo de integración, sino también de relación y amistad, de ocio y consumo, de estudios y trabajo. Pero el Educador no deja de ser una persona normal y corriente, aunque comprometida con la realidad que le rodea.

    Es posible que la figura del Educador de Calle no sea conocida suficientemente. Existen todavía muchas personas que no saben lo que hay detrás de este término «…de Calle», que no tienen una idea muy precisa de su significado; incluso les denominan «Educadores de la Calle», «Educadores para la Calle» y otras similares. Sin embargo, la opinión pública reclama mayor seguridad en las calles, que se haga «algo» con los jóvenes que deambulan por los barrios, salas de juego, bares… Casi sin saberlo están pidiendo una figura educativa -¿o tal vez represiva? (!)- que acompañe y promocione a estos chavales.

    Afortunadamente hoy existe un mayor conocimiento de la importancia que tiene el trabajo socioeducativo de los profesionales que trabajan con colectivos en situaciones de marginación. El Educador, estableciendo relaciones con los individuos, es capaz de que un grupo se promocione culturalmente, iniciándose así un proceso de reflexión en el propio grupo que les llevará a unas relaciones interpersonales basadas en la amistad y en la posibilidad de un cambio solidario o en la forma de actuar para que las situaciones injustas o carenciales tengan una respuesta desde la comunidad o el asociacionismo. El rola del Educador será, pues, generar procesos de participación cultural, esto es, toma de conciencia, relaciones humanas y resolución de problemas. El Educador se convierte de esta manera en un militante de cambio social, a través de la dinamización de personas, grupos y colectivos.

    El Educador de Calle es un técnico que resocializa inadaptados sociales, a nivel individual reeducando, reinsertando y previniendo conductas tipificadas como desviadas; a nivel colectivo realizando un cambio de las condiciones sociales que perpetúan la marginación.

Curso a distancia EDUCADOR DE CALLE

Curso a distancia EXPERTO EN EDUCACION DE CALLE

Matricula abierta

  1. granitosdeeducacion ha reblogueado esto desde animacionsociocultural
  2. animacionsociocultural ha publicado esto